Usted está aquí

Un año sin Papa Wemba

Imagen de luna

El 25 de abril de 2016 moría Papa Wemba durante un concierto en Abiyan, Costa de Marfil. Nacido como Jules Shungu Wembadio Pene Kikumba, Papa Wemba está considerado el ‘rey de la rumba congoleña’.

Inició su carrera siendo un niño, cantando en funerales a los que su madre, corista y plañidera, lo llevaba. En Kinshasa, años 60, funda la Orquesta Zaika Langa que se convirtió rápidamente en uno de los pilares de la música de la República Democrática del Congo, conjugando la rumba cubana con elementos africanos, una combinación explosiva que trasladaría a otras bandas en las que participó, como Isifi Lokole y Yoka Lokole, hasta llegar a montar la suya propia: Viva la Música. Para entonces ya era el rey indiscutible de la rumba congoleña con canciones incendiarias como “Show Me The Way”, “Yolele” o “Analengo”, que habían sacudido a todo el continente. En los 80 se instaló en Europa y logró el reconocimiento internacional. Sus discos se vendían a millares. Grandes músicos como Alpha Blondy, Peter Gabriel, Youssou N’Dour, Aretha Franklin, Stevie Wonder o Angelique Kidjó reclamaban su colaboración. Recibió innumerables premios y acabó abrazando otros estilos musicales como el rock o el ndombolo, que no hicieron más que aumentar su estatus de artista global.

Papa Wemba fue un músico prolífico, mentor y descubridor de muchos otros. Un tipo elegante que recuperó el estilo dandy de la época colonial, y no dudó en hacer sus pinitos en el cine como actor. Pero en el 2003 vivió una etapa oscura al ser condenado por el gobierno francés, acusado de inmigración ilegal tras confirmarse que, a cambio de dinero, introducía a personas en Europa aprovechando sus giras. Tras unos meses en prisión, el gobierno congoleño pagó una considerable suma para que lo excarcelaran.

A finales del pasado abril, las radios de medio continente emitían sus canciones mientras que en el Dolce Club de Nairobi se le rendía un homenaje, en el que participaron el excantante de Viva la Música, PomPom Miyake, y la banda Rumba Japan entre otros. 

 

El 25 de abril de 2016 moría Papa Wemba durante un concierto en Abiyan, Costa de Marfil. Nacido como Jules Shungu Wembadio Pene Kikumba, Papa Wemba está considerado el ‘rey de la rumba congoleña’.

Inició su carrera siendo un niño, cantando en funerales a los que su madre, corista y plañidera, lo llevaba. En Kinshasa, años 60, funda la Orquesta Zaika Langa que se convirtió rápidamente en uno de los pilares de la música de la República Democrática del Congo, conjugando la rumba cubana con elementos africanos, una combinación explosiva que trasladaría a otras bandas en las que participó, como Isifi Lokole y Yoka Lokole, hasta llegar a montar la suya propia: Viva la Música." data-share-imageurl="">

Estamos en redes ¿ nos sigues ?